?

Contenido desarrollado para

Fundación IDIS

La pandemia impulsa los seguros médicos: el 31% de los españoles ya tiene sanidad privada

El 75% de los españoles considera necesaria la cooperación de sanidad privada y pública, según se desprende de la segunda encuesta ‘Sanidad en España. Encuesta de percepción’, elaborada por la Fundación IDIS que le toma el pulso a la asistencia sanitaria. Y las conclusiones son tajantes

J.M.Sánchez

Compartir

La sanidad privada gana adeptos entre los ciudadanos. La pandemia de la COVID-19 ha sido el catalizador del cambio de mentalidad de los españoles, que cada vez más valoran positivamente la importancia del ámbito privado para cubrir la asistencia sanitaria de los ciudadanos. De hecho, el 75% de los españoles considera necesaria o muy necesaria la cooperación entre la sanidad privada y la pública, cuatro de cada cinco considera importante aumentar la inversión, mientras que el 71,5% de la población cree que la sanidad no está bien financiada.

Estas son algunas de las principales conclusiones de ‘Sanidad en España. Encuesta de percepción’, una encuesta realizada a más de 5.402 ciudadanos por Sigma Dos para el Instituto para el Desarrollo e Integración de la Sanidad (Fundación IDIS). Según se desprende de la encuesta, los españoles confían en este modelo de gestión debido a que el número de asegurados de la sanidad privada ha aumentado en más de un 4% en 2020. Del total de la población encuestada, el 69% tiene sanidad pública y el 31% tiene además un seguro privado.

“El sentido común impera en la sociedad”, señaló en la presentación del informe Juan Abarca, doctor y presidente de la Fundación IDIS, que ha impulsado este año el ‘Manifiesto por una Mejor Sanidad’. A su juicio, algunos de los problemas del sector son las dificultades de coordinación, un modelo asistencial no actualizado, la inequidad entre comunidades autónomas, los problemas de financiación o las carencias en la cooperación estratégica con el sector privado.

La encuesta, desarrollada mediante cuestionario telefónico entre los días 25 de marzo y 6 de mayo de 2021 y con representatividad nacional, ha incluido a 5.402 personas de más de 18 años, siendo casi el 70% usuarios únicamente del sistema público de salud. Pone de manifiesto que los españoles aprueban con nota a la sanidad pública en España con un 6,77, mientras que la valoración de la sanidad privada mejora sensiblemente con respecto a 2020, llegando al 6,67 entre toda la muestra y superando el 7 entre la población con seguro privado. “Las administraciones y partidos políticos, en el fondo, deberían estar para lo que quiere la gente. La sociedad quiere unas cosas y los políticos hacen otra; por ello, hay que ponerse manos a la obra para que los gobernantes trabajen en pro de lo quiere la gente”, subrayó Abarca.

En 2020 la sanidad privada alcanzó los 11 millones de asegurados -contando con los mutualistas-, lo que ha supuesto un incremento del 4,4% respecto al año anterior. “La sanidad privada se está consolidando socialmente como parte del movimiento y que ha dado cobertura y ha estado presente en los momentos más duros de la pandemia, y ha reducido en un 25% la afectación del coronavirus”, añadió Marta Villanueva, directora general de IDIS. Más del 75% de la población considera, de hecho, necesario impulsar la cooperación entre ambos sectores. “Lo que la población quiere es la colaboración, con considera que la sanidad privada sea un compañero de viaje de la atención sanitaria”, insistió Villanueva.

El estudio pone de manifiesto que la sanidad es prioritaria. De hecho, 4 de cada 5 españoles aumentaría la partida de presupuestos dedicada a la sanidad. Para cuatro de cada 5 españoles la calidad de la asistencia sanitaria es muy importante. En concreto, el 38,9% se siente muy satisfecho (34%, satisfecho). Es clave escuchar a los pacientes o impulsar su participación para 8 de cada 10 españoles. No obstante, el apoyo a los profesionales es otro aspecto determinante para los encuestados. Casi el 100% considera importante tener en cuenta las necesidades y expectativas de los profesionales. En ese sentido, para 8 de cada 10 es muy necesario coordinar la atención sanitaria y sociosanitaria.

El sistema sanitario español ha carecido de reformas en profundidad desde los años 80. La sociedad ha cambiado y, es importante establecer un Pacto por la Sanidad, al servicio de la sociedad española del siglo XXI, que incluya a pacientes, profesionales y todos los agentes del sector. Por ello, Ángel de Benito, secretario general de la Fundación IDIS, considera que “es fundamental, desde el principio de refuerzo del sistema público, implicar al sector privado en el servicio público, impulsar las formas de colaboración público-privadas y considerar a las empresas farmacéuticas, de tecnología médica y de tecnologías de la información como parte esencial de la cadena de valor del sector sanitario”. «Hemos notado un cambio a mejor después de la pandemia, que ha contribuido mucho a que la aportación de la sanidad privada en la sanidad pública sea mejor valorada por los españoles”, apunta.

La igualdad en el acceso es esencial para prácticamente el 100% de los encuestados. Sin embargo, el 83,6% piensa que los servicios no se cubren por igual. “Si diseñamos desde la operación y colaboración podremos sumar recursos para hacer una sanidad más abierta, igualitaria y de acceso igual para todos”, manifestó Villanueva. La encuesta revela que el 98% de la población considera necesario mejorar la gestión y el control de los recursos, mientras que 8 de cada diez consideran relevante que los centros hagan públicos sus resultados asistenciales.

Un deseo de incorporar más innovación

Otra de las conclusiones que aflora de los resultados obtenidos es el esfuerzo de adaptación que necesita la sanidad española para afrontar los nuevos retos de salud que se puedan producir, como atestigua la opinión del 78% de los encuestados -con mayor preocupación entre los más jóvenes-. Ligado a esta adaptación se encuentra el principio de desarrollo e implantación de las innovaciones para mejorar la asistencia sanitaria, los tiempos de espera y los resultados sanitarios y de salud: 9 de cada 10 españoles creen bastante o muy necesario apostar por la innovación con dicho objeto.

“Hemos notado un cambio a mejor tras la pandemia, que ha contribuido mucho a que la aportación de la sanidad privada en la sanidad pública sea mejor valorada”, dice Ángel de Benito, secretario general de Fundación IDIS

Cuando se pregunta sobre si se deben incorporar las últimas innovaciones tecnológicas y digitales en todos los procesos de asistencia y atención a los pacientes, el 95,7% de los encuestados lo ve como un aspecto cardinal. En concreto, la gestión de citas (90,5%) y el acceso del médico a los datos del paciente (92,5%) son los dos aspectos que los españoles creen que mejorarían más gracias a la tecnología. Pequeñas demandas que conducirán a lograr una mejor atención.